Teniente Mateos

Para una persona maravillosa, hicimos esta tarta:

Es el claro ejemplo que con esfuerzo todo es posible. Así lo ha demostrado el teniente Mateos, que ha trabajado duro para convertirse en lo que ahora es. ¡Y bien merecido lo tiene!
Para celebrar tal acontencimiento hicimos esta tarta, un bizcocho de vainilla relleno de mousse de chocolate que cubrimos con fondant blanco.

En la parte superior hicimos la figura con su traje correspondiente, como podéis ver en la imagen, que conste que en la realidad es más guapo, eh? jeje

En el piso superior llevaba fotografías suyas, con su familia y de pequeño, que hacían una tarta muy bonita y entrañable. Estaban impresas en papel de azúcar totalmente comestibles.

Espero que tengas mucha suerte en tu destino, aunque los afortunados serán todos aquellos que te tengan cerquita. Enhorabuena primo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.